miércoles, 11 de noviembre de 2015

El Papa denuncia la explotación laboral

El papa Francisco afirmó, durante una visita a Prato, Italia, que todo el mundo merece respeto, ser bien recibido y un trabajo digno. Posteriormente, viajó a Florencia, donde pidió una Iglesia Católica que no se deje obsesionar por el poder.

PRATO, Italia. El papa Francisco calificó las prácticas laborales abusivas de “cáncer” durante una visita a la ciudad industrial italiana de Prato, donde un incendio en una fábrica textil mató a siete trabajadores chinos en 2013.Francisco recordó la “tragedia” de las muertes en comentarios improvisados el martes ante residentes de Prato, congregados en la plaza de la catedral de la ciudad. En Prato viven unos 40,000 migrantes chinos, de los que casi la mitad están en el país sin los permisos necesarios, y es un importante centro productor de ropa barata.

Según el Papa todo el mundo merece respeto, ser bien recibido y un trabajo digno. Las condiciones “inhumanas” en que estaba obligados a vivir los empleados textiles chinos “no es un trabajo digno”, agregó.” La vida en comunidad requiere que luchemos contra el cáncer de la corrupción, el cáncer de la explotación humana y laboral y el veneno de la ilegalidad”, dijo.

Posteriormente, viajó a Florencia, ciudad que visitó en ocasión del V Congreso Eclesial Nacional de la Conferencia Episcopal Italiana, y allí se dirigió al Baptisterio, almorzó con un grupo de pobres y celebró una misa en el estadio “Artemio Franchi”.

Durante su estancia en Florencia, el papa Francisco pidió una Iglesia católica que no se deje obsesionar por el poder y que sea humilde y desinteresada.

“No tenemos que estar obsesionados con el poder, aunque este tenga el rostro de un poder útil y funcional a la imagen social de la Iglesia”, destacó en el discurso ofrecido en la catedral de Santa María dei Fiori de Florencia. Finalmente, en el estadio florentino, defendió la importancia de mostrar “humanismo” y afirmó que “la verdad de la fe es verdad que escandaliza, ya que pide que creamos en Jesús, el cual, siendo el mismo Dios, se abajo, se redujo a la condición de esclavo, hasta la muerte en la cruz”. 

Apremia agenda de reforma en Iglesia
Francisco insistió en que la Iglesia católica debe rechazar toda tentación de poder, prestigio y dinero, mientras apremiaba su agenda de reforma en medio de un nuevo escándalo en el Vaticano. El jesuita argentino dijo a los obispos que él quería una Iglesia que fuera humilde y pobre, y no una que estuviera obsesionada con predicar la doctrina o adquirir poder.
-

Trump va a Puerto Rico y le dice que no sufre “una catástrofe real”

“¿Cuál es el saldo mortal al momento? ¿17? 16 muertes confirmadas, 16 frente a miles”, dijo haciendo una comparación con el huracán Katrina ...